¿POR QUÉ NO ME ACEPTAN PRESUPUESTO (4)

Por qué las ofertas pueden hacer que no vendas NADA

¿Por qué muchas veces se piensa que para aumentar las ventas debemos de realizar ofertas?

Esto puede producir resultados realmente malos en tu estrategia de ventas y más si tu sector no es el adecuado.

A veces, conseguimos el efecto contrario en nuestro mercado. Nos hacemos menos atractivos y menos persuasivos consiguiendo finalmente no obtener el fin que tu negocio quiere alcanzar en cada operación:

LAS VENTAS.

Las ofertas excepto en sectores muy puntuales no son un buen estímulo de ventas. Repito, no son un buen estímulo de venta.

No generan compras en la gran mayoría de sectores si las hacemos para conseguir diferenciación, ya además esto puede ser peligroso, si conseguimos asociar nuestra marca a la ocasión y caer en la estacionalización de cara a la venta.

Primero hay que saber en qué sector debo hacer ofertas (no son la mayoría).

y por otro lado, ¿en qué sectores puede tener rentabilidad?

Por ejemplo, en algunas empresas de distribución que llevan a cabo estrategias en ofertas o descuentos, o incluso en algunas empresas en el sector del textil también puede ser interesante y rentable, (sectores donde la competencia es enorme y sí generan impacto a corto plazo, ejemplo el de la distribución, fast food, retail en rebajas…).

¿Por qué no debes usar las ofertas en tu negocio constantemente?

Vender sin ofertas: La clave y el fin

Primero te arriesgas a hacer pensar que tu producto no es de calidad y que necesitas facturar. Siempre va a ser más rentable vender a mayor margen, por tanto no busques vender siempre por estímulo-oferta.
Si recurres constantemente a la venta por oferta puedes necesitar una rotación de venta muy alta en el producto.

¿Qué es eso?

Pues muy sencillo, que no pares de rotar en la venta, que no pares de vender muchas unidades del mismo producto o diferente producto a un precio no tan alto.

Es decir, vender a bajo precio CONS TAN TE MEN TE, para que puedas mantener el margen de beneficio esperado.

Sino no vale vender a oferta, no funciona, no es rentable y no todas las empresas pueden soportarlo.

Algunas sí y les va muy bien repito pero no es lo más frecuente, ni lo más sano para una empresa normalmente, liderar un sector en rotación.

Además hay que tener cuidado,  puedes lograr que tu público se acostumbre al estímulo de ofertas en tu empresa y eso no es atractivo,  ya que desde luego es de todo menos rentable.

Sólo contemplaran tu marca en el momento en que baje su precio y esto no es vender, esto es rebajar y para rebajar tiene que ser rentable si se que voy a vender muchas unidades en la oferta.

Hay que saber en qué jardín nos debemos y nos podemos meter.

Segundo porque hay métodos más persuasivos que las ofertas y los descuentos.
Vender sin ofertas

Está demostrado que lo que más atrae a un público no es la oferta en sí sobre el producto.

Es algo mucho más importante y sencillo, ya que cualquier persona que venda productos o servicios puede llegar por sí misma.

Es realmente un elemento más persuasivo de ventas y más rentable que las ofertas, repito, MUCHO MÁS rentable que las ofertas.
Es por ello que te vamos a explicar en qué consiste y como lo debes de utilizar hoy mismo en tu negocio.

Gana en ventas no en ofertas, y te enseñamos a hacerlo si te interesa nuestro Ebook de:

Vende pero vende con razón gracias a un pestillo de cuarto de baño.

Sólo tienes que inscribirte en el formulario y te va a llegar un método brutal para las ventas:

Nuestro ebook: para vender gracias a un pestillo de baño..

Ya verás a que me refiero.

Descarga aquí arriba